viernes, 27 de diciembre de 2019

Revisitando Star Wars (y 4) . Los videojuegos

No, este no ha salido. De momento



Con el doble o nada que fue el estreno como película independiente de El imperio contraataca, George Lucas amasó una gran fortuna que le permitió diversificar sus negocios. Una de las filiales más destacadas hasta su desaparición en 2013 fue LucasArts, compañía productora de algunos clásicos en el campo de las aventuras gráficas para ordenador como Maniac Mansion, Grim Fandango o la saga Monkey Island. Y por supuesto, en Joróbate Flanders no podíamos dejar de hablar en este mes de Star Wars de algunos de los videojuegos más destacados de la franquicia espacial.







El primer juego (llamado simplemente "Star Wars", puesto que está basado en Una nueva esperanza) fue lanzado en 1983 para recreativa y posteriormente porteado para Atari 2600 y 5200 (con su correspondiente anuncio estrambótico) que simulaba el ataque a la Estrella de la muerte en una perspectiva 3D sencilla pero ciertamente interesante para la época. Posteriormente salieron El imperio contraataca (donde simplemente debías destruir un AT-AT) y El retorno del jedi, matamarcianos donde asumías el papel de Lando Calrissian pilotando el Halcón milenario en el ataque a Endor.







Con la llegada de las 8 bits, los juegos lógicamente se fueron volviendo más ambiciosos. Fueron 3 los juegos que aparecieron para la NES de Nintendo, entre los que cabe destacar la rareza que encabeza este párrafo, Star Wars (basado de nuevo en el episodio IV) juego de Namco exclusivo para Famicom en Japón de 1987 donde (con algunas licencias) se adaptaba más o menos fielmente la película, mezclando partes de acción plataformeras con fases de vuelo tanto en primera como tercera persona. Se podría decir que fue por así decirlo el predecesor del que sería uno de los juegos clásicos de la siguiente generación, Super Star Wars, franquicia de la que ya hablé en un artículo anterior. También la Master System de SEGA tuvo su propio juego.







Y por supuesto, con aquel gigantesco salto que fue el paso de 16 a 32 bits, los juegos de Star Wars no iban a quedarse atrás, siendo desde ese momento cuando aparecieron posiblemente los títulos más destacados de la saga. Veamos algunos de ellos.


Star Wars: Shadows of the empire (N64)







Aunque no fue hasta bien entrados los 90 que de verdad Lucas empezó a trabajar en una trilogía de precuelas, el universo SW se mantuvo vivo a base de novelas y comics que contaban el pasado y futuro de los protagonistas. Una saga que fue particularmente popular (siendo considerado casi como el "episodio VII" oficioso de la época) fue Sombras del imperio, historia transcurrida entre los eventos de la quinta y sexta películas donde el Príncipe Xizor (líder de otra de las bandas mafiosas que pueblan este universo, el Sol Negro) trata de asesinar al aprendiz de jedi Luke Skywalker para así usurpar la posición de Darth Vader dentro del imperio galáctico incriminándole ante Palpatine, que le quiere vivo. 





Tras un espectacular prólogo ambientado en la batalla de Hoth, el juego pasa a adoptar una típica estructura de shooter en tercera persona protagonizado por uno de los pocos supervivientes de aquella dura victoria imperial, el contrabandista corelliano Dash Rendar, a lo largo de 4 fases donde luchas contra Boba Fett, los hombres de Jabba el Hutt (ya que Xizor es el único que tiene una cierta autoridad sobre él) y finalmente el propio palacio del villano en Coruscant, donde Leia Organa se encuentra secuestrada. Aunque hubo algunas críticas por el control y la cámara, fue junto a Super Mario 64 y Turok uno de los títulos más destacados del lanzamiento de Nintendo 64.



Star Wars: Battlefront (PS2/Xbox)





Desarrollado por la extinta Pandemic Studios, este juego aprovechaba la moda que en los 2000 hubo por el género bélico (bebiendo sobre todo de Battlefield 1942) para narrar desde el punto de vista de los soldados rasos de los 4 bandos de las 2 trilogías las batallas más importantes de la saga: Naboo, Hoth, Endor, Geonosis, etc, ya sea a pie o en alguno de los diferentes vehículos espaciales, incluyendo (si eliges al imperio) los AT-AT. 

Tras elegir el tipo de soldado que quieres y el punto de mapa donde empezar, debes capturar el resto de territorios, y a veces cumplir alguna misión adicional, contando cada planeta con determinados handicaps. Por ejemplo, en Endor los rebeldes serán ayudados por los nativos ewoks, mientras que en Tatooine los salvajes tuskens tratarán de atacar a cualquiera de los 2 bandos. 

Aunque el modo historia resulta breve, hay que tener en cuenta este fue de los primeros títulos orientados fundamentalmente al juego online en consolas que tan asentado estaba ya en el mundo del PC. Tanto este como su secuela tuvieron críticas positivas, pero la anunciada tercera parte tuvo varios retrasos hasta ser cancelado, siendo reiniciada la franquicia en 2015 con opiniones más divididas por Electronic Arts.








Caballeros de la antigua república (Xbox)




Como consola estadounidense que es, era inevitable que Xbox tuviese determinadas exclusividades en cuanto a Star Wars. Tras el mediocre juego de lanzamiento Star Wars Obi Wan, la canadiense BioWare (por entonces aún independiente de EA) lanzó casi 2 años después Caballeros de la antigua república (o KOTOR, como es popularmente conocido por sus siglas en inglés) .

Esto no se parecía a ningún juego de SW visto hasta la fecha (y eso que veníamos hasta de juegos de carreras...) . Ambientado en la gran guerra jedi-sith milenios antes de los hechos de La amenaza fantasma, este era un ARPG con toques de Dungeons and Dragons donde tus decisiones a lo largo de la partida podían encaminarte a estar en el lado luminoso de la fuerza o el oscuro. 

Su enorme éxito de ventas y críticas fue un impulso para Microsoft tras un mal comienzo en la generación 128 bits y a su vez dio pie a una colección de comics parcialmente basada en el mismo y una secuela (esta vez desarrollada por Obsidian) que también funcionó muy bien, pero extrañamente tampoco tuvo más continuidad.

¿Sería verdad lo que apuntaba Chris Avellone (diseñador de esta última) de que Lucas no estaba de acuerdo con que en una hipotética tercera parte se hiciera una profundización en la zona gris alejada de sus películas? Quizá nunca lo sepamos, pero teniendo en cuenta lo poco o casi nada que se ha mantenido (sin spoilear) de las ideas similares que planteó Rian Johnson en Los últimos jedi, la cosa da qué pensar.







Como siempre, podéis sugerir más juegos en los comentarios. Joróbate Flanders les desea un feliz 2020.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Grandes juegos basados en películas (2)

Hoy en Joróbate Flanders retomamos un tema de hace algo más de un año , el de películas que sí contaron con buenas adaptaciones videojueguil...