viernes, 16 de octubre de 2020

Los personajes olvidados de Dragon Ball

Dragon Ball, pese a los elementos de lucha, empezó ante todo siendo otra serie de humor como lo era la anterior serie de Akira Toriyama, Doctor Slump, siendo quizá el punto de inflexión del manganime que lo hizo cambiar la aparición del asesino a sueldo Tao Pai Pai.

Después llegaron Piccolo Daimaoh, su hijo, y el descubrimiento traumático por parte de Son Goku de sus orígenes como guerrero saiyan del planeta Vegeta, lo que fue disparando la escala de poder a extremos a menudo demasiado forzados

Goku, el príncipe saiyan Vegeta, y en menor medida sus respectivos hijos se convirtieron en los grandes protagonistas, con el resto de "guerreros Z" en un cada vez mayor segundo plano. Y en medio de eso hubo personajes que cayeron en el olvido, lo que veremos hoy en Joróbate Flanders:


Lunch







Tras frustrar los planes de Pilaf de dominar el mundo con el ridículo deseo de Oolong de unas bragas, Bulma y Yamcha se fueron a la Ciudad del Oeste, mientras que Goku decide entrenar con Mutenroshi a la espera de que en un año las bolas de dragón recuperen su poder y pueda recuperar la de 4 estrellas que le dejó su abuelo adoptivo Son Gohan.

En la Kame House, el maestro le somete a una peculiar prueba: solo le entrenará si le trae a una mujer atractiva. Tras 2 fallidos encuentros con una gigantesca luchadora y una sirena (que aparentemente debía ser buena persona, puesto que puede montar en la nube Kinton) Goku ha de recibir la ayuda de otro aspirante, Krilin, y encuentran a una simpática joven que aparentemente está siendo víctima de un atraco.

Al poco de llegar y ser aceptados como alumnos, Goku y Krilin se dan cuenta de lo que hasta ese momento solo sabía el lector: aquellos hombres eran policías, y Lunch sufre un misterioso transtorno de personalidad por el cual, al estornudar, le cambia el color del cabello y se vuelve una peligrosa delincuente con un incontrolable mal genio, sin que ninguna de sus personalidades recuerde nada de la otra.







Poco a poco la Lunch rubia (sin abandonar su carácter agresivo, como bien pudo comprobar el mismísimo Kamisama) acabó aceptando también a sus nuevos amigos, y cayó perdidamente enamorada de Ten Shin Han, siendo esta la explicación para su misteriosa partida de la isla en la etapa Z, ya que había salido en busca del ex-discípulo de Tsuru Senin, que tras el 23º torneo se había ido a vivir a las montañas junto a Chaoz. 

Desde entonces las apariciones de Lunch fueron muy esporádicas, y siempre en episodios de relleno del anime, incluyendo cuando numerosos personajes de todas las épocas dieron su energía a Goku para lanzar la genkidama a Majin Boo, siendo sustituida en el manga por el androide C17, de ahí que diga este que "hacía tiempo que no oía su voz" cuando en realidad nunca se conocieron hasta el torneo del poder ya en Super.







 Androide C-8/Hatchan







Otro de los personajes que vimos en aquella genkidama fue a Hatchan. Aquel fue el nombre cariñoso que le puso Goku (traducido en diferentes versiones como "Octavio" o simplemente "Ocho") al que no era ni más ni menos que el primero que conocimos de los androides creados por el Doctor Gero, C-8, que se encontraba encerrado en la Muscle Tower de la Red Ribbon en la aldea Jingle.

Goku sale en rescate del alcalde de este pueblo (que está como rehén para que los demás ayuden al ejército a encontrar la bola de 2 estrellas) y al verse acorralado uno de los guardias (el ninja Murasaki, que bien podría estar también en este artículo) decide activar a este androide, que, al contrario de lo que sugiere su aspecto monstruoso, resulta ser bueno y pacifista, y se niega a atacarle.

De esta forma, la única forma que tenemos de calcular su poder (en ese punto claramente mayor que el del pequeño saiyan) es cuando, tras ser Goku herido de un disparo por la espalda del malvado General White que lidera a este destacamento de la Red Ribbon, Hatchan se enfurece y de un solo puñetazo lanza por los aires al musculoso general, y (de nuevo, únicamente esto último en el anime) destruye a continuación la torre con sus propias manos.

Tras esto, además de en la escena de Z antes mencionada, Hatchan ha hecho pequeñas apariciones en GT y Super, así como en videojuegos, siendo su papel más destacado el RPG Attack of the saiyans de NDS, donde un reaparecido General White consigue controlarle por un breve periodo de tiempo hasta que Goku le libera. 





Coronel Violeta





Y seguimos con la Red Ribbon, en esta ocasión con un personaje que quizá apareció demasiado tarde para saber lo que hubiera dado de sí.

Tras asaltar el General Blue la Kame House para robar las 3 bolas que hasta el momento había reunido Goku y poner una bomba, Bulma intenta salvarse fingiendo querer unirse al ejército, a lo que él responde que "no aceptamos chicas". 

Sirva este inicio para ver que lo de Toriyama olvidándose de su propio canon no es algo que ocurra únicamente hoy en día sino que es una consecuencia de haberse movido en una contínua improvisación de acuerdo a las presiones editoriales de Jump, ya que un solo tomo más tarde (que en la edición kazenban pasa a ser "el mismo") vemos que no solo hay personajes femeninos en la organización del General Red, sino además en puestos muy destacados.

Así, tras ser Blue asesinado por Tao Pai Pai, Red le entrega el radar que había conseguido robar a Goku a la Coronel Violeta, que consigue encontrar con gran facilidad una bola de dragón. Esta es la única vez que aparece en el manga, y tras ello parte hacia otra misión, por lo que aparentemente fue, junto a Gero, la única superviviente del ejército.

Y otra vez más hay que hablar de Toei, ya que otra vez el anime sí le da un relativo desarrollo al personaje, que parece moverse, al contrario que el resto de patrulleros, en una cierta zona gris, mostrando un gran respeto por la naturaleza. ¿Fue esto lo que inspiró al personaje de C16? ¿Estaba destinada a ser la siguiente antagonista de Dragon Ball antes de la creación de Piccolo? Quizá nunca lo sepamos. 




Como siempre, podéis sugerir otros personajes en los comentarios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Series que deberían estar online (2)

 Un año después de la publicación de este artículo , 24 ya puede verse en Netflix, cosa que celebramos en Joróbate Flanders. Pero hubo produ...